El que sale abajo en el vídeo es Willy….  es uno de los vecinos de las huchas de cerdito.

En nuestro barrio sólo aceptamos gente como Willy: expresivos, desconcertantes, gente de la que levanta pasiones. Eso no creemos que haya nadie que pueda ponerlo en duda. Vemos la vida como una caja de sorpresas ante las que hay que reaccionar. Las huchas de cerdito no somos solo huchas de barro con una forma graciosa  (somos monísimos, eso se da por sentado) sino que sentimos la necesidad de levantar pasiones y rodearnos de gente que las levante (las pasiones, por supuesto). Y si no… ¿a ver quién se atreve a ver este vídeo y no sonreir si quiera un poco?

Share →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>